Governor Phil Murphy

El Gobernador Murphy Firma Legislación Para Restringir el Uso de Confinamiento Aislado en Centros de Detención Correccionales de Nueva Jersey

07/12/2019

TRENTON – El Gobernador Phil Murphy ayer firmó la ley A314, que restringe el uso de un confinamiento aislado en los centros correccionales de Nueva Jersey. La legislación codifica en la ley ciertas políticas existentes del Departamento de Correcciones de Nueva Jersey, pone límites al uso del confinamiento aislado a largo plazo, y restringe el uso de confinamiento aislado en poblaciones vulnerables.

"Al firmar esta legislación histórica, estamos promoviendo nuestro compromiso con la transformación continua de nuestro sistema de justicia penal y asegurándonos que refleje los valores fundamentales de seguridad, dignidad y equidad de Nueva Jersey", dijo el Gobernador Murphy. "Estoy orgulloso de estar junto con los defensores de la reforma de justicia penal y los legisladores de Nueva Jersey para avanzar en un sistema correccional humano que permita el funcionamiento seguro de las instalaciones y se centre en el fortalecimiento de las iniciativas de reingreso, el tratamiento del trastorno por consumo de sustancias y los programas de recuperación".

"Este proyecto de ley codificará ciertas políticas existentes del Departamento de Correcciones de Nueva Jersey y evitará que el confinamiento aislado se haga uso excesivo en el estado de Nueva Jersey por futuras Administraciones", dijo Marcus O. Hicks, el comisionado interino del Departamento de Correcciones de Nueva Jersey.

El proyecto de ley prohíbe a los reclusos encarcelados o detenidos en centros correccionales se encuentren en confinamiento aislado a menos que haya motivos razonables para creer que el recluso es necesario u otros estarían en riesgo sustancial de sufrir daño grave, como lo demuestran las amenazas o conductas recientes, y que cualquier intervención menos restrictiva sería insuficiente para reducir ese riesgo, con sujeción a ciertas excepciones limitadas. Además, los miembros de poblaciones vulnerables, incluyendo las personas menores de 21 años y mayores de 65 años, las personas con discapacidad, las mujeres embarazadas y las personas LGBTQ, tienen prohibido ser internados en confinamiento aislado, excepto en circunstancias excepcionales y específicas.

El proyecto de ley establece además que ningún recluso debe ser colocado en confinamiento aislado por más de 20 días consecutivos, o por más de 30 días durante cualquier período de 60 días.

Los principales patrocinadores de la legislación incluyen a las senadoras Nellie Pou y Sandra Cunningham, y las asambleístas Nancy Pinkin, Shavonda E. Sumter y Valerie Vainieri Huttle.

"El uso excesivo del confinamiento aislado ha llevado a graves consecuencias para la salud física y mental de hombres y mujeres encarcelados", dijo la Senadora Pou. “Cuando se fundó este país, prometimos que los estadounidenses estarían libres del temor a un castigo cruel e inusual. El confinamiento aislado no regulado no cumple con ese estándar y estoy orgullosa de que hoy, en Nueva Jersey, estemos tratando a las personas encarceladas con la dignidad que merecen".

"Nuestro estado mantiene a más del 5 por ciento de sus detenidos en régimen de aislamiento, a pesar de la extensa evidencia que causa daños duraderos a la salud mental ", dijo la Senadora Cunningham. “Usarlo con la regularidad que hacemos no sólo es innecesario sino también injusto. A menos que una persona sea de peligro claro y presente para quienes la rodean, no deben ser colocada en confinamiento aislado. Esta legislación es tan esperada y estoy agradecida de que se haya convertido en ley".

"Hay pruebas significativas de que el confinamiento solitario puede tener un impacto negativo grave a largo plazo en la salud mental de un recluso", dijo la Asambleísta Pinkin. "El uso excesivo del aislamiento en los centros correccionales de Nueva Jersey puede causar un daño psicológico irreparables que afecta a las personas mientras están en prisión y resta capacidad a los ex reclusos de hacer contribuciones positivas a sus comunidades a partir de entonces".

"Además de que esto es un problema moral, también es un grave problema de atención médica. El confinamiento solitario muy a menudo se asocia con ansiedad, depresión, autolesión y suicidio", dijo la Asambleísta Sumter, Directora de Servicios de Salud del Comportamiento en Hackensack UMC Mountainside Hospital.

"Para los niños, los ancianos, las mujeres embarazadas y las personas con enfermedades mentales o discapacidades del desarrollo, los efectos del confinamiento solitario, que puede tener un efecto perjudicial para cualquier persona, son francamente devastadores", dijo la Asambleísta Vainieri Huttle, Presidenta de Comité de Servicios Humanos de la Asamblea. "Mientras Nueva Jersey trabaja para reformar su sistema de justicia penal prohibiendo el uso excesivo arbitrario del confinamiento solitario, es importante que hagamos hincapié en proteger a los miembros de estas poblaciones vulnerables”.

"Estoy sumamente alentado por el movimiento histórico del Gobernador Murphy para restringir el uso del confinamiento aislado en las cárceles de Nueva Jersey", dijo el Reverendo Charles Boyer, pastor de la iglesia Bethel AME en Woodbury y fundador de Salvation and Social Justice. "Esta es una de las leyes más compasivas, progresistas y moralmente justas de la nación".

"Las voces de los sobrevivientes del confinamiento solitario, y su fuerza para invocar algunos de los peores momentos de sus vidas para detener el uso rutinario del aislamiento prolongado, han sido el lastre moral responsable de hacer leyes de estas restricciones históricas", dijo J. Amos Caley, Organizador Principal de la Campaña de Nueva Jersey para Alternativas al Confinamiento Aislado y Pastor Asociado de la Iglesia Reformada de Highland Park. "El poder de este movimiento– liderado por sobrevivientes que se han negado a permanecer a la espera mientras otros experimentan la agonía del aislamiento prolongado, puede servir como guía para que otros en todo el país actúen según el imperativo de terminar con el aislamiento a largo plazo”.

"La agonía del confinamiento solitario es que no solo encierra tu cuerpo, sino que se queda en su mente", dijo Nafeesah Goldsmith, una organizadora de la comunidad y sobreviviente del confinamiento solitario. "Para Que Nueva Jersey instituya restricciones dramáticas a los solitarios reconoce el sufrimiento que hemos sufrido, junto con las cicatrices que llevaremos por el resto de nuestras vidas. He dicho antes que el confinamiento solitario es un puro mal, incapaz de resultar en cualquier cosa menos deshumanización y degradación, pero a partir de hoy, puedo señalar una pequeña excepción: todo lo que experimenté fortaleció mi voz para acercarnos más al objetivo de acabar con esta práctica diabólica de una vez por todas".

"Me alegra ver que el Gobernador ha firmado esta importante legislación", dijo Lawrence Hamm, Presidente de la Organización Popular para el Progreso. "Es un paso necesario en el esfuerzo general para reformar el sistema de justicia penal. Las Naciones Unidas han reconocido el confinamiento solitario como una violación de los derechos humanos. Este proyecto de ley, que restringiría el uso del confinamiento solitario, es un paso en la dirección correcta. Doy las gracias al Gobernador por firmar este proyecto de ley".

"La firma de esta legislación acerca a los Estados Unidos a las normas internacionales. Privar a las personas de la luz natural, el ejercicio, y el contacto humano significativo innecesariamente y durante largos períodos de tiempo es inhumano", dijo Justin Mazzola, investigador de Amnistía Internacional EE.UU. "El confinamiento solitario sólo debe utilizarse en circunstancias excepcionales y durante un período lo más breve posible, necesitamos más políticas que reflejen eso".

"El aislamiento prolongado es cruel, socava la dignidad humana, y tiene consecuencias profundas y de por vida", dijo Laura Pitter, Directora Adjunta, Programa de los Estados Unidos, Human Rights Watch. "Al aprobar esta ley, Nueva Jersey ha reconocido este hecho, ha limitado severamente esta práctica horrenda, y ha promovido un importante estándar de derechos humanos".

"Este es otro paso histórico y enorme, una vez más, hacia la reforma de la justicia penal en Nueva Jersey", dijo Cuqui Rivera, presidenta de la reforma de la justicia penal de Latino Action Network. “El confinamiento solitario es una práctica que ha roto aún más a los seres humanos que ya luchan con las realidades y la angustia de la encarcelación, la mayoría, que sí regresan a nuestras comunidades. Esta es una práctica tortuosa que la antigua Administración ni siquiera reconocería. Aplaudimos la reserva del Gobernador por mantener su palabra en la firma de esta legislación. En este momento en nuestro país, viendo la insoportable locura de los campos de concentración de niños destrozando familias, al menos en Nueva Jersey, decimos que no a la tortura. Estamos listos para trabajar más hacia su implementación. Gracias, Gobernador Murphy”.